Si la traducción tiene menos de 3.000 palabras por día (independientemente de si el plazo es inferior o superior a las 36 horas), se tramita como una Traducción Standard, pero normalmente sin revisión, ya que normalmente no hay tiempo para ello. La hace un solo traductor (dependiendo del nivel se usará revisor), ya que se considera que un Traductor normal puede hacer unas 3.000 palabras al día en un horario normal de trabajo.

Que el Cliente nos envíe Traducciones urgentes no quiere decir que la traducción sea urgente para los traductores, ya que para el Cliente normalmente se considera que hay urgencia a partir de 2.500 palabras por día, mientras que para los traductores se considera que hay urgencia a partir de las 3.000 palabras por día.

Para contar el número de palabras, hay que practicar los incrementos correspondientes en caso de traducir del español a otros idiomas (15% para el inglés, 35% para el alemán). Estos incrementos también son aplicables a las cifras que se indicarán posteriormente.