false-cognates-spanish

Wall Street Institute

Por un lado, nos es de gran ayuda cuando el mismo término es muy parecido en dos idiomas.  A causa de esta similitud, podemos desarrollar una gama de vocabulario en nuestra lengua de destino a un ritmo más rápido.

Estación, reacción, autorización… = station, reaction, authorisation… (De español a inglés)

Podemos formar patrones en la mente a causa de estas similitudes y así aplicarlos a otras palabras con las que nos encontramos.

Por otro lado, hay peligros de depender de esta modalidad de pensamiento en cuanto a mejorar un idioma. Hay muchas palabras parecidas entre idiomas, sin embargo al mismo tiempo, existen las palabras parecidas con respeto al deletreo y/o puntuación, pero tienen los significados completamente distintos. Llamamos estas palabras “falsos amigos” (se conocen también como “falsos cognados”).

Los falsos amigos pueden surgir por pura casualidad entre idiomas (por ejemplo “delito” en español no es “delight” (delicia) en inglés). También, en cuanto a los idiomas romances (es decir los idiomas que derivan del latín), es posible que el sentido en ambos idiomas haya cambiado de la raíz latina. Es lo mismo para otros idiomas con la misma raíz lingüística.

Muchos estudiantes o principiantes de idiomas extranjeros cometen este tipo de error. En las conversaciones o las traducciones, suponemos que una palabra parecida tiene el mismo sentido. Como resultado, lo que decimos no tiene ninguno sentido, o ¡es absolutamente lo contrario de nuestra intención! Como podéis ver, ¡hay muchos ejemplos graciosos!

sopa

thelocal.es

¡“Una sopa” en castellano no es “soap” (jabón) en inglés!

embarazado

thelocal.es

Curiosamente, ¡este amigo falso es el que pueden provocar el más “embarrassment” (vergüenza)!

Por eso, ¡no supongáis nunca el sentido de una palabra por lo que parece! Necesitamos ser conscientes de la existencia de falsos amigos cuando realizamos nuestro trabajo porque ¡es necesario que una traducción de alta calidad tenga sentido!

Deja un comentario