Aprende los seis idiomas más fáciles

Estudiar idiomas puede llegar a ser bastante duro, pero poder hablar en otra lengua puede ser muy útil hoy en día. Te permite viajar a lugares remotos y entender totalmente la cultura y la historia del país. Por esto, te muestro una lista de los idiomas más fáciles que aprender a partir del inglés si nunca lo has intentado.

10.2 Nick 1

Neerlandés

Como el inglés, el neerlandés tiene muchas raíces que provienen de lenguas germánicas lo que quiere decir que tanto la gramática como la sintaxis y muchas palabras son muy similares a la lengua anglosajona. La pronunciación se siente muy familiar sin llegar a ser un quebradero de cabeza para hablantes nativos del inglés. La sintaxis de este idioma es muy parecido al inglés lo que quiere decir que hay muchos que creen que el neerlandés es el idioma que más fácilmente se puede adquirir.

Afrikáans

Esta lengua proveniente de Sudáfrica se parece mucho al neerlandés; de hecho, esto se debe a que hubo asentamientos holandeses en este país y esto significa que Afrikáans resultante del neerlandés. Tiene palabras muy parecidas al idioma anglosajón y la sintaxis es prácticamente idéntica al neerlandés lo que la hace una lengua muy fácil de aprender.

Francés

El inglés ya cuenta con ocho mil palabras derivadas del francés debido a la invasión de Inglaterra en 1066. En cuanto al léxico, el francés está más relacionado con el inglés que otras lenguas romances y esto nos deja una vía más fácil para identificar palabras e incluso elaborar frases. Desde bien pequeños a los niños ingleses se les enseña francés en el colegio y su pronunciación no sería un problema para ellos.

Español

Cuentas con casi 400 millones de hablantes nativos de español y bastante más que lo hablan como segunda lengua. En gran parte tiene una sintaxis bastante sencilla (al margen del temido subjuntivo) y te sale solo al hablar, todo lo que leas se dice. El español es una de los idiomas más útiles que puedes aprender, puesto que muchas empresas lo ven como una competencia bastante atractiva a tener en cuenta.

Italiano

El italiano, el padre de todas las lenguas romances, proviene del latín que también ha influido al inglés enormemente. Puedes encontrar muchas palabras muy similares que a veces solo cambian sutilmente. La sintaxis del italiano es bastante rítmica, el tono y el timbre son muy importantes lo que hace que sea bastante fácil entender la esencia incluso si no entiendes todas las palabras.

 

Noruego

El noruego también tiene una pronunciación bastante fácil y una gramática relativamente sencilla que los hablantes ingleses puedan dominar. Los verbos tienen sufijos sencillos y como el inglés utiliza el tono en sus palabras para diferenciarlas, como “desert” y “dessert”. Sin embargo, el único inconveniente de esta sencilla lengua es cómo la practicarías; seguramente Noruega es un lugar precioso, pero no encontrarías hablantes noruego alrededor del mundo.